Devocional "Cada día con Dios"

Este libro tiene una característica especial: la lectura correspondiente a cada día se ha tomado de un material que la Sra. White escribió durante su ministerio en ese mismo día del mes. Nuestro deseo es que estas lecturas devocionales puedan ayudarle a comenzar "cada día con Dios".

21 de septiembre: "Dios es una persona"

Por fe entendemos haber sido constituido el universo por la palabra de Dios, de modo que lo que se ve fue hecho de lo que no se veía. Hebreos 11:3

Todo el mundo natural da testimonio de las obras del Dios viviente. La naturaleza es nuestro libro de texto, que nos ha dado Dios, el Creador de todas las cosas. No debemos adjudicar el nombre de Dios a las cosas de la naturaleza. Manifiestan su carácter, pero no son Dios. Por medio de las cosas creadas podemos comprender a Dios, su amor, su poder y su gloria, pero existe el gran peligro de que los hombres adoren a la naturaleza como si fuera Dios.

La habilidad humana produce excelentes ejemplos de hermosa artesanía, que deleitan los ojos y que nos dan una idea de su autor, pero la cosa creada no es el hombre. No es el objeto lo que se debe exaltar, sino que se debe apreciar al que lo diseñó. Lo mismo ocurre en la naturaleza. El poder de Dios se manifiesta constantemente como una fuerza capaz de realizar milagros, para que la familia humana, muy por encima y más allá de las cosas creadas, pueda saber que él creó a ese ser que llamamos hombre, como asimismo todas las bellezas del mundo natural.

Está muy difundida la idea en nuestro mundo de hoy, en el sentido de que el Creador no es un ser personal. Dios es un ser; y el hombre fue creado a su imagen. Cuando el Señor lo creó a su imagen, el hombre era perfecto en todo sentido, pero no tenía vida. Entonces un Dios personal y que existe por sí mismo sopló en esa forma el aliento vital, y el hombre llegó a ser un ser viviente, inteligente y que respiraba. Todas las piezas de la maquinaria humana se pusieron en movimiento. Se sometió a las leyes físicas el corazón, las arterias, las venas, la lengua, las manos, los pies, las percepciones mentales y los sentidos. Entonces el hombre llegó a ser alma viviente.

Por medio de Cristo, Dios, no un efluvio, no algo intangible, sino un Dios personal, creó al hombre y lo dotó de inteligencia y de poder…

El Señor es un Dios personal y viviente. Un Salvador personal y viviente vino a este mundo para anular los efectos de las torcidas insinuaciones y las tergiversaciones serpentinas de Satanás. (Manuscrito 117, del 21 de septiembre de 1898, “Un Dios personal”).

Devoción

Logo Escuela SabáticaLecciones de la Escuela Sabática

Estudie la palabra de Dios a través de las Guías o lecciones de la Escuela Sabática.


Devoción Matutina

Mas nuestra ciudadanía está en los cielos, de donde también esperamos al Salvador, al Señor Jesucristo. Filipenses 3:20.


Libros de Lecturas Devocionales

- A Fin de Conocerle. Hoy con la lectura El día del ajuste de cuentas basada en Mateo 25:29.

- Cada día con Dios. Hoy con la lectura Nuestro refugio y fortaleza basada en Salmo 46:1,11.


Club de Oración

Envíe su Pedido de Oración, sus peticiones serán tratadas de una forma confidencial.

Principal | Nosotros | Noticias | Recursos | Descargas | Devoción | Directorios

Iglesia Adventista del Séptimo Día de Santa Clara
Primer Sitio Cubano al Servicio de Cristo
©2002-2018
Contáctenos: iasdsantaclara@yahoo.es

Patrocinadores:
Ministerio PedrAngular
Craig Pettersen