Teología y enseñanzas ético-espirituales de los Profetas Mayores

El autor(a) Luis A. Amador Morales, al momento de redactar este trabajo era estudiante del Seminario Teológico Adventista de Cuba.

Categoría: Artículos, Estudios, Investigaciones

Isaías

Teología

El énfasis sobre saliente de la teología de Isaías se encuentran ya implícita o explícitamente en el registro de su llamado en el capítulo 61. La visión de Dios influyó en toda su carrera profética y en su teología. Aprendió algo de la santidad de Dios, su trascendencia e incomparable majestad y carácter2.  Presenta en sus escritos:

  1. La soberanía de Jehová: Isaías no concebía ningún otro Dios con existencia real, refiriéndose al Señor declaró: “toda la tierra está llena de su gloria” (Isaías 6:3). Para él los ídolos son cosas indignas, obra de las manos del hombre (37:19). Dios es quien determina el curso de la historia, él tiene el control absoluto del curso de los acontecimientos. Los asirios parecían invencibles, pero eran sólo un instrumento en las manos de Dios; si se excedían en su comisión Dios no los perdonaría.

  2. La Santidad de Jehová: Todos los dioses semíticos eran santos, pero ese término no tenía connotaciones éticas. Las prostitutas de la religión acadiana  y cananea era “mujeres santas”.

    Isaías ve a Dios en exaltación majestuosa, al punto que los serafines declaraban enfáticamente la gloria del Altísimo. La triple declaración de “Santo, santo, santo” era la forma judía de decir el superlativo “el más santo”. La santidad de Jehová es su perfecta pureza moral combinada con su exaltación trascendente. Esa santidad tiene una esencial moral que había sido anticipada por Amós, quien vociferó la demanda divina de justicia y rectitud (Amós 5:24). Pero fue Isaías quien hizo el mayor énfasis en la santidad de Jehová, quien primero y a menudo llama a Dios “El Santo de Israel”, este es su título distintivo para Dios y los usa 25 veces3; selló por siempre la unión entre santidad y justicia.

  3. El único Creador del Universo: La designación Creador se encuentra tres veces en el libro (Isaías 42:5; 43:1,15) y resulta esperanzadora, pues da sentido de pertenencia. Su cuidado e interés por el mundo no cesaron cuando lo creó.

  4. Salvador de Israel: La designación de Salvador se repite varias veces en los escritos de Isaías (Isaías 19:20; 43:3; 45:21; 49:26; 60:16; 62:11; 63:8), dando el énfasis que merece. No sólo es el salvador de su pueblo, sino también de toda la humanidad.

  5. Otras designaciones: El profeta presenta a Dios también como el Redentor, Rey y Pastor; quien llama, escoge, fortalece y toma por la mano4.  Lo presenta inmortal, a diferencia de Uzías y otros monarcas terrenales5.  Habla de Cristo como «Señor», «Renuevo de Jehová», «Emanuel», «Consejero maravilloso», «Dios poderoso», «Padre eterno», «Príncipe de paz», «Raíz de Isaí», «Piedra angular», «Rey», «Pastor», «Siervo de Jehová», «Elegido», «Cordero de Dios», «Redentor» y «Ungido»6.

Enseñanzas Ético-Espirituales

  1. Isaías profetizó para todas las épocas al predecir la primera y la Segunda Venida de Cristo.

  2. La salvación proviene de un Redentor que ha pagado por los pecados de los hombres; una salvación obtenida por gracia.

  3. El período abierto por la profecía de Isaías no se cerrará hasta que el Hijo de David sea exaltado al trono sobre su reino en paz (2.1–5; 11.1–9; 42.1–4; 61.1–11; 65.17–25; 66.22, 23).

  4. Llamó a dejar de practicar la injusticia social, la tolerancia carnal, a abandonar la confianza en el poder de la carne, y las hipocresías de la religiosidad formal, y advirtió sobre las consecuencias que sobrevendrían si continuaba el pecado.

  5. Diecisiete capítulos de su libro contienen profecías relacionadas con el Mesías, lo que revela su cristocentricidad. El capítulo 53 es la más grande profecía del AT sobre la obra redentora del Mesías.

  6. Hay tres categorías generales para describir la obra del Espíritu Santo:

    1. El Espíritu es quien unge para misión. Lo hizo con el Mesías y dándole su poder a fin de que reine sobre el trono de David (11.1–12).

    2. El Espíritu trae restauración y protección de los enemigos pero debemos cuidar de no rebelarnos y agraviar al Espíritu Santo.

    3. La obra del Espíritu en la creación y la preservación de la naturaleza (40.13; 48.16). Jesús, prometió derramar su Espíritu sobre la Iglesia para darle el poder necesario para la Gran Comisión.7

Jeremías

Teología

El pensamiento y la fe de Jeremías están tan íntimamente ligados que resulta difícil separarlos. El profeta tiene que ver con Jehová desde el principio hasta el final de su vida; no con un ser trascendente que está distante de la vida humana y la historia, sino con uno que aunque es trascendente es un Señor personal y activo en la intimidad de la vida de su pueblo y su creación. La teología de Jeremías se manifiesta de la siguiente manera:

  1. La Palabra de Dios: En Jeremías la teología de la Palabra alcanza su cumbre. En el transcurso de su vida se da cuenta de que su destino es proclamar la palabra de Jehová. En su llamamiento fue cuando la palabra de Dios lo alcanzó. Esa palabra contiene la intención y voluntad de Jehová, y es viva con la energía divina. Jeremías tuvo una dura contienda con los falsos profetas por falsear la palabra de Jehová.

    Para él la palabra era fuego y martillo que quiebra la roca en pedazos; sabía lo que era estremecerse y parecer ebrio por el impacto de las palabras santas de Jehová (Jeremías 23:9).

  2. Conocimiento de Dios: La vida de fe es siendo conocedor de Dios. Jeremías se percata de que Dios le conoce de antemano (Jeremías 1:5). Dios conoce todos los planes y equipos humanos (18:23; 29:11). Es obvio que el conocimiento de Jehová acerca de Jeremías es más que cognitivo, es, más que eso, una actividad de relación, conocer a un ser interior. Pero el hombre también tiene un conocimiento de Dios, aunque el profeta no admite que posea el conocimiento suficiente de Dios. Ya en el nuevo pacto se llegaría a ese pleno conocimiento.

  3. La Actividad de Dios:

    1. En la vida del profeta: Dios se dirige de una manera puramente personal a Jeremías, con declaraciones directas hacia su persona al decir: “te conocí”, “se envié”, “te mando”, “estoy contigo”, “he puesto mis palabras en tu boca”, etc…

    2. En la vida del pueblo: Israel fue separado exclusivamente para Dios, fueron los primeros frutos de su cosecha (2:3), un vino escogido de semilla pura (2:21), su amado (11:15; 12:7), su heredad (12:7-9), su viña (12:10). La relación entre Dios e Israel se describe por dos de los lazos más íntimos de las familias del Oriente: El padre hacia el hijo y la desposada a su esposo.

    3. En la Historia de las naciones: Las naciones están también bajo la soberanía de la gracia de Jehová. Nabucodonosor es su siervo (27:6).

    4. En el universo: Dios creó la Tierra y todas sus criaturas (27:5), por tanto tiene derecho a gobernar según su voluntad. Él determina la lluvia y las estaciones. Es el Señor del espacio y el tiempo, soberano sobre todas las cosas.8

      Jeremías disfruta de un alto concepto de Dios, lo ve como el Señor de toda la creación (27:5), y los dioses de las naciones no son reales. Dios conoce la maldad del corazón humano y ama a su pueblo profundamente premiando a los que confían en él.9

Enseñanzas Ético-Espirituales

  1. La religión no consiste esencialmente en una relación moral con Dios, sino en una relación que requiere la devoción personal de cada individuo.

  2. Cada persona es responsable de sus propios pecados.

  3. El Nuevo Pacto (31.27–40) es un vínculo espiritual entre Dios y el creyente, es una nueva relación de dependencia donde Dios inscribe su Ley en el corazón, perdona las iniquidades humanas y olvidar el pecado. Dios llama a obedecer sus mandamientos según las especificaciones del pacto acordado con su pueblo.

  4. El pecado siempre debe ser castigado, pero el verdadero arrepentimiento trae salvación.

  5. Nuestra idolatría puede llamarse riqueza, talento y posición social, o de cualquier otra manera, pero el pecado y su remedio siempre son los mismos. El pecado requiere arrepentimiento y restauración; la obediencia trae consigo bendiciones y gozo.

  6. La conducta y actitud de Jeremías representan a Jesús, por lo que debe ser considerado un prototipo de Cristo en el Antiguo Testamento. Mostró gran compasión por su pueblo y derramó lágrimas sobre él. Sufrió su ingratitud, pero lo perdonó. Jeremías es una de las personalidades del Antiguo Testamento más parecidas a Cristo.

  7. El fuego es un símbolo del Espíritu Santo. Dios le aseguró a Jeremías «he aquí yo pongo mis palabras en tu boca por fuego» (5.14). Hubo un momento en que Jeremías quiso acallar la voz de Dios, pero en su corazón había como un fuego (20.9).10 

Ezequiel

Teología

  1. Dios como la clave para la vida: Ezequiel fue  a las profundidades de la naturaleza espiritual del hombre al registrar la enseñanza que la historia quería dejar al pueblo. En el registro de la creación el hombre estaba sin vida, hasta que Dios sopló aliento de vida en él y se convirtió en un alma viviente. De acuerdo al profeta la diferencia entre la vida y la muerte está en hallarse en la presencia del Espíritu de Dios, en la vida individual o corporativa. Hay tres pasajes que aluden a este tema en el libro de Ezequiel:

    1. La visión del valle de los huesos secos (37:1-14).

    2. El río procedente del templo (47:1-12).

    3. El nombre de la ciudad que Dios crearía: Jehová Shama, este debe ser el nombre de la Nueva Jerusalén en medio de la Tierra restaurada. Este nombre  destacaba la presencia de Dios.

  2. Dios como el Conductor de la Historia: Ezequiel no fue el primero en tratar el asunto de la soberanía de Dios. Desde los tiempos de Moisés los líderes del pueblo sabían que el dominio de Dios iba más allá de la Tierra Prometida y se extendía hacia todo el mundo. Ezequiel hizo todo lo posible por contrarrestar la falsa concepción de que Dios se limitaba únicamente a Israel porque allí era donde estaba el santuario.

    El Dios a quien Ezequiel conocía apareció paseando en un carro celestial que estaba bajo el control del Espíritu. Este carro estaba equipado con ruedas, de modo que se movía hacia donde el Espíritu le indicaba. La Gloria de Jehová era el punto destacado en su énfasis teológico.

    El Dios a quien Ezequiel vio era móvil y no debía entenderse que se había quedado solo en Jerusalén.

    Dios no sólo dirigió el destino de su pueblo en lo antiguo, el Sublime estaba dirigiendo el ataque asirio a Judá y Jerusalén. Además, habiendo usado a los caldeos podía juzgar no sólo a su pueblo, sino a toda nación. Egipto y tiro estaban bajo sus juicios también. Dios era el Señor de los hombres y las naciones; la historia estaba bajo su control final.11

  3. La Naturaleza de Dios: Los atributos de Dios más enfatizados son los relacionados con sus promesas del pacto. El Dios justo y santo había establecido una justa manera de vida para el bienestar de su pueblo. Si seguían las estipulaciones del pacto serían bendecidos con toda bendición física y espiritual. Si se rebelaban contra las ordenanzas divinas, el Señor disciplinaría a su pueblo retirando sus bendiciones. Ezequiel demostró la fidelidad de Dios a esas promesas. Él estaba juzgando a su pueblo porque había quebrantado la ley, pero los restauraría mediante el nuevo pacto.

  4. El propósito y naturaleza del juicio de Dios: El carácter de Dios refleja juicio. Dios amaba a los israelitas y los escogió para bendecir a otros mediante ellos. Dios llevó juicios sobre ellos para que se percataran de su debilidad y retornaran a él. Ezequiel repite que el propósito del juicio divino para con Israel y las naciones era que para “que conozcan que yo soy el Señor”. Esta frase se repite más de 65 veces en el libro. El juicio era para el bien de Israel, esto nos revela el amor de Dios, buscando que su pueblo retornara a él, la única fuente de salvación segura.12

Enseñanzas Ético-Espirituales

  1. El título de «Hijo de Hombre» se aplica al propio Ezequiel; Jesús se lo aplicó a sí mismo. Por tanto, Ezequiel debe ser considerado como un tipo de Cristo. Ezequiel se convirtió en profeta cuando «el Espíritu de Jehová» vino sobre él (11.5). Jesús inició su ministerio mesiánico cuando el espíritu descendió sobre él en el Jordán (Lucas 4.18, 19). El título el divino Pastor usado en el libro evoca la imagen de Jesús como el Buen Pastor (Juan 10.11–16).

  2. El profeta ofrece numerosas referencias al Espíritu de Dios en el libro. Casi se puede caracterizar su libro como los «Hechos del Espíritu Santo» en el Antiguo Testamento. Quizás el caso más conocido de la actividad del Espíritu está en Ezequiel 37; la visión del valle de los huesos secos. Presenta al Espíritu no solamente en su acción exterior que «cae» sobre alguien, sino en su presencia interior (2.2). Ezequiel anticipó la experiencia neotestamentaria del «nuevo nacimiento», fruto del Espíritu.

  3. La responsabilidad moral individual es importante. Dios bendice y disciplina a iglesias locales como un todo (Apocalipsis 2; 3), pero se relaciona primordialmente con los individuos. Por tanto no podamos invocar la justicia de otros para justificarnos a nosotros mismos, ni podemos temer ser reprendidos por los pecados de otros (18.20).

  4. Ezequiel enseña que Dios es justo y celoso tanto como misericordioso y compasivo (12.1–16).13

 

Referencias Bibliográficas

  1. C. R. North, “Isaiah”, The Interpreter’s Dictionary of the Bible” (U.S.A.: Abingdon Press, 1962), 2: 733, 734, 741.

  2. Kenneth L. Barker, y John Kohlenberger III, “Isaiah”, Zondervan NIV Bible Commentary (U.S.A.: Zondervan Publishing House, 1994), 1: 1043.

  3. Kenneth, 1: 1043.

  4. North, 2: 733, 734, 741

  5. Kenneth, 1: 1043.

  6. Jack W. Hayford, Biblia Plenitud en CD-ROM, ver. 2.1f 1995-1999.

  7. Hayford, CD-ROM.

  8. North, 2: 828-830

  9. Kenneth, 1: 1154,1155.

  10. Hayford, CD-ROM

  11. North, 2: 209,210

  12. Kenneth, 1: 1274,1275.

  13. Hayford, CD-ROM.

Devoción

Logo Escuela SabáticaLecciones de la Escuela Sabática

Estudie la palabra de Dios a través de las Guías o lecciones de la Escuela Sabática.


Devoción Matutina

Por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios. Romanos 3:23.


Libros de Lecturas Devocionales

- A Fin de Conocerle. Hoy con la lectura La revelación del carácter basada en Mateo 25:10.

- Cada día con Dios. Hoy con la lectura Corazones llenos de la paz de Cristo basada en Juan 17:21.


Club de Oración

Envíe su Pedido de Oración, sus peticiones serán tratadas de una forma confidencial.

Principal | Nosotros | Noticias | Recursos | Descargas | Devoción | Directorios

Iglesia Adventista del Séptimo Día de Santa Clara
Primer Sitio Cubano al Servicio de Cristo
©2002-2017
Contáctenos: iasdsantaclara@yahoo.es

Patrocinadores:
Ministerio PedrAngular
Craig Pettersen