Guías o lecciones de la Escuela Sabática para el Estudio de la Biblia

Lecciones para adultos: "Vislumbres de nuestro Dios"

Primer trimestre (enero-marzo) de 2012

Lección 11: "Dios como artista"

Para el 17 de marzo de 2012

Sábado | Domingo | Lunes | Martes | Miércoles | Jueves | Viernes

 

Ir ArribaSábado 10 de marzo

Lee Para el Estudio de esta Semana: Isaías 64:5-8; Salmo 51:10; Hebreos 8:1-5; 1 Crónicas 23:5; Romanos 11:33-36; Hechos 9:1-22.

Para Memorizar: “Una cosa he demandado a Jehová, esta buscaré; que esté yo en la casa de Jehová todos los días de mi vida, para contemplar la hermosura de Jehová” (Sal. 27:4).

Pensamiento clave: ¿Dios como artista? ¿Qué significa eso? ¿Y qué significa para nosotros?.

HASTA AQUÍ HEMOS CONSIDERADO diversos aspectos de Dios: la Trinidad, la santidad de Dios y a Dios como Redentor. Pero, en las Escrituras, hay un cuadro de Dios que raramente llama nuestra atención, y es Dios como artista.

Muchas personas pretenden no tener interés en el arte. Muchos cristianos saben poco de él o únicamente lo que les gusta, pero eso es solo conocimiento propio. Otros reconocen que el arte existe, pero no lo consideran de valor o de relevancia. A veces, las artes han sido denunciadas como irreligiosas y malas; otras veces, la estética ha llegado a ser una “religión” secular con serios devotos. Entre los escritores cristianos rara vez se ha intentado relacionar el concepto de “belleza” con las doctrinas cristianas centrales.

“La belleza es verdad, la verdad es belleza”, escribió el poeta John Keats. Aunque Keats se sobrepasó en su concepto, Dios es realmente la Verdad, y la Verdad es bella. La creación misma testifica que Dios es un artista y un amante de lo bello.

 

Ir ArribaDomingo 11 de marzo: Dios como alfarero

“Ahora, pues, Jehová, tú eres nuestro padre; nosotros barro, y tú el que nos formaste; así que obra de tus manos somos todos nosotros” (Isa. 64:8).

¿Cuál es la primera vez en la Biblia donde Dios usa su habilidad de trabajar con “barro”? Gén. 1:26, 27, 31; 2:7.

La Escritura se comienza con Dios creando a los primeros seres humanos del “polvo de la tierra”. En realidad, la palabra hebrea para “hombre”, adam, está muy ligada a la palabra hebrea para “suelo”, o “tierra”, que es adamáh, un vínculo lingüístico que refuerza la habilidad de Dios como “alfarero”, ya que nos formó de la arcilla del suelo. Es difícil de imaginar cómo un ser humano, con su sangre, huesos, piel, nervios y todas las maravillosas partes de nuestro cuerpo, puede haber sido formado del suelo. Nuestra existencia es un milagro que está mucho más allá de nuestra comprensión.

En un sentido, la imagen de Dios como “alfarero”, al usar el barro para formarnos, difícilmente hace justicia a su creatividad y arte. Después de todo, ¿qué alfarero puede tomar barro y hacer con ello una cosa viva y que respira?

Lee Jeremías 18:3 al 10, Isaías 64:5 al 8, y Salmo 51:10. ¿De qué modo las imágenes de Dios como alfarero se usan en estos textos?

Estos versículos revelan la idea de cuán impotentes somos ante el poder de Dios. En un sentido, somos como la arcilla en manos del alfarero; la arcilla no está a cargo del trabajo.

Dios obra para recrear en nosotros su imagen y, aunque cuidará mucho su creación física, ¿cuánto más cuidará la belleza de lo que él puede hacer en nosotros? Para ello, debemos rendirnos, morir al yo, y cooperar con Dios, quien procura restaurarnos, tanto como sea posible, a la belleza espiritual y moral originales que una vez tuvimos. Claro, las apariencias externas pueden ser hermosas, pero la belleza interior es la que realmente importa.

El escritor ruso Fiódor Dostoievski creó un personaje ficticio que tenía “un alma bella”. ¿Cuál es tu idea de un “alma bella”, y qué cosas que haces o no haces corresponden a ese ideal?

 

Ir ArribaLunes 12 de marzo: Dios como arquitecto

Después que Dios liberó dramáticamente a Israel de Egipto, en el monte Sinaí los unió consigo en un pacto sagrado. Entre las instrucciones que les dio, ¿cómo estaba incluida la belleza? Éxo. 25:1-9.

La primera mitad del libro de Éxodo detalla la liberación milagrosa de Israel de Egipto. La segunda mitad trata temas que incluyen belleza. En las instrucciones divinas de Éxodo 25:1 al 31:11, relativas al Santuario, se da el “modelo” para la tienda portátil, sus muebles y las vestiduras sacerdotales. Desde Éxodo 35:1 hasta el fin del libro, se encuentran instrucciones detalladas y el registro de su realización exacta, que incluye toda la labor artística.

Estos detalles son una lectura algo tediosa para muchos cristianos modernos. Pero, agradó a Dios dar estas instrucciones a esclavos recién liberados e incluirlas en las Escrituras.

En los primeros cinco libros de la Biblia, hay casi cincuenta capítulos que registran que Dios proveyó no solo el modelo arquitectónico sino también muchos detalles de su realización total. En el monte Sinaí, además del Decálogo, Dios dio instrucciones para la obediencia dentro del pacto, y directivas de cómo fabricar una estructura espléndida que involucraba casi cada tipo de habilidad artística.

Dios fue el arquitecto, e inspiró a los artistas para realizar los detalles de la decoración. Nada quedó al diseño humano.

El Santuario terrenal fue una copia. ¿Cuál fue el original, y qué nos dice esto acerca del amor de Dios por la belleza? Éxo. 25:9; Heb. 8:1-5.

Si el Santuario terrenal era solo una “sombra” del celestial, resulta difícil imaginar la belleza que debe existir en el Santuario real que Dios mismo hizo.

¿Por qué crees que era importante que el Santuario fuera tan hermoso? ¿Habrá sido para darle al pueblo un sentido de respeto ante el poder y la grandeza de Dios? ¿O para ayudarle a sentir su propia necesidad ante tal grandeza? El comprender la gloria del Santuario ¿cómo me ayuda a captar mejor el carácter de Dios en contraste con nuestra propia pecaminosidad?

 

Ir ArribaMartes 13 de marzo: Dios como músico

“Además, cuatro mil porteros, y cuatro mil para alabar a Jehová, dijo David, con los instrumentos que he hecho para tributar alabanzas” (1 Crón. 23:5).

Trata de visualizar esa escena: ¡cuatro mil personas tocando instrumentos musicales en alabanza a Dios! Debe haber sido un culto de adoración sorprendente.

La expresión artística de Dios va más allá de las artes visuales. En las Escrituras, encontramos que la liturgia de Israel también fue inspirada por Dios. Dios es un amante de la música hermosa.

¿Cómo describe el rey David su composición de salmos que Israel usaba en la adoración? 2 Sam. 23:1, 2.

David tenía muy claro que era inspirado por Dios para escribir los himnos que componía. Esto no significa que Dios escribió las palabras y la música, pero nos habla de que Dios se interesaba en la clase de música que se tocaba.

Lee 2 Crónicas 29:25. ¿Qué nos dice del lugar de Dios en la música que se ejecutaba en sus cultos de adoración?

En todo el Antiguo Testamento, cuando se habla de la adoración en el Templo, la música está presente y es impresionante. Imagina, por ejemplo, la atmósfera de adoración con el sonido de ¡cuatro mil instrumentos! Sin duda, esa música no sería aburrida ni pesada.

Se podrían esperar dimensiones estéticas dentro de la adoración sagrada, ya que en la historia de todas las naciones hubo una adoración tal a sus dioses. Pero solo Israel insistía en que Dios mismo había diseñado cada aspecto de su adoración, incluyendo la arquitectura, los muebles, las vestimentas sacerdotales y hasta la liturgia. No hay dudas de que el diseño artístico es aprobado en la Palabra de Dios. Cualquiera que rechaza la dimensión estética, o que niega que ser un artista es algo relevante para un cristiano, lo hace en contra de las Escrituras.

Aunque no tenemos la música que acompañaba la adoración israelita, debe haber sido hermosa y haber elevado sus almas hacia Dios. ¿Cómo actúa la música hoy en nuestras iglesias? ¿Cómo podemos estar seguros de que hace lo mismo: elevar nuestras almas a Dios, y no en otra dirección?

 

Ir ArribaMiércoles 14 de marzo: Dios como autor

Los eruditos bíblicos quedan impresionados por la calidad literaria de la Biblia. En algunas universidades seculares, se dan cursos de la Biblia como literatura. La estudian, no como la Palabra de Dios, sino por su belleza literaria.

Como cristianos, podemos gozar no solo la belleza literaria de la Biblia, sino conocer las verdades acerca de Dios, que son revelados en ella. La construcción artística de los relatos y la poesía, influenciada por el Espíritu de Dios (aunque escritos por los profetas), nos ayudan a comprender esas verdades.

El apóstol Pablo, por ejemplo, en su discurso teológico complejo, incluye valiosos elementos literarios. En los primeros once capítulos de Romanos, Pablo da un informe amplio del evangelio. Repasa estos capítulos y notarás los diversos temas que Pablo entrelaza.

Lee Romanos 11:33 al 36. ¿Qué está sucediendo aquí?

Como un caminante que llegó a la cumbre de una montaña, el apóstol –que ha planteado el vasto panorama de la historia de la salvación– ahora estalla en una alabanza y adora.
Pablo exhibe este ritmo literario en sus epístolas: un razonamiento teológico con alabanzas a Dios, antes de concluir con consejos prácticos.

El Apocalipsis también contiene figuras literarias, a través de las cuales Dios presenta la historia de la salvación. Se le muestra al lector un tapiz complejo de palabras, frases y temas tomados del Antiguo Testamento, pero ahora entretejidos en una tela completamente nueva. Apocalipsis tiene un estilo diferente del que Pablo y los escritores de los Evangelios usaron, ya que exhibe una estética cuidadosamente estructurada alrededor de siete escenas del Santuario celestial; y cada una permite un acceso más profundo a la corte celestial.

Dios podría haberle dado a Juan documentos históricos para su historia de la salvación. En cambio, lo que encontramos son vistas pictóricas sorprendentes que describen el gran conflicto entre Cristo y Satanás, ampliando la imponente exhibición apocalíptica dada antes a Daniel y a Ezequiel.

Imagínate que lees la Biblia solo como literatura. ¡No comprenderías su sentido! ¿Qué lecciones podemos aprender acerca de cuán fácil es tener la verdad ante nuestros ojos y pasarla por alto completamente?

 

Ir ArribaJueves 15 de marzo: Dios como escultor

Dios también es un escultor, pero no se limita al granito o el mármol. En cambio, talla nuestros caracteres. Toma a un ser humano pecador y lo moldea, lo talla y, con martillo y cincel, trabaja hasta que esa persona refleja algo de la gloria celestial. Dios ha dado evidencias de esa habilidad. En la Biblia, encontramos que Dios toma a personas que podríamos pasar por alto, por no ser atrayentes, y hace de ellas algo hermoso.

¿Quiénes son algunos personajes en la Biblia que necesitaban un poco de escultura espiritual, por así decirlo? ¿Qué cambios necesarios se hicieron en sus vidas? Por ejemplo, Jacob (Gén. 32:22-30); David (Sal. 51); Pedro (Luc. 22:31, 32); Pablo (Hech. 9:1-22). ¿En qué otras personas puedes pensar, y qué cambios ocurrieron en ellos?

Otro buen ejemplo es María Magdalena. “María había sido [...] una gran pecadora, pero Cristo conocía las circunstancias que habían formado su vida. [...] Era él quien la había librado de la desesperación y la ruina. Siete veces ella había oído la reprensión que Cristo hiciera a los demonios que dirigían su corazón y mente. Había oído su intenso clamor al Padre en su favor. Sabía cuán ofensivo es el pecado para su inmaculada pureza, y con su poder ella había vencido. [...] Aquella que había caído, y cuya mente había sido habitación de demonios, fue puesta en estrecho compañerismo y ministerio con el Salvador. [...] María estuvo junto a la cruz. [...] María fue la primera en ir a la tumba después de su resurrección. Fue María la primera que proclamó al Salvador resucitado” (DTG 521).

La historia de la salvación está llena de creatividad divina, restaurando en los hombres caídos la “imagen de Dios”. El evangelio no es una cirugía cosmética, sino un cambio de orientación de la vida, que es profundo en su limpieza y poder embellecedores. Una novedad genuina es el resultado de una dinámica interna que restaura la belleza en una vida caída, pecadora.

Tallar involucra golpear con el cincel, limar, tal vez aun quebrar algunas partes. ¿Qué áreas de tu vida necesitan ser talladas un poco más? ¿Cuánta resistencia pones durante lo que no siempre es un proceso alegre?

 

Ir ArribaViernes 16 de marzo

Para Estudiar y Meditar:

“Si el poder convertidor de Dios es experimentado en el corazón de los miembros individuales, veremos el profundo movimiento del Espíritu de Dios. Un mero perdón del pecado no es el resultado único de la muerte de Jesús. Él hizo el sacrificio infinito no solo para que el pecado pudiera ser eliminado, sino para que la naturaleza humana pudiera ser restaurada, hermoseada de nuevo, reconstruida de la ruina y dejada en condiciones de estar en la presencia de Dios” (MS 6:11).

“Cuán ferviente y perseverantemente trabaja el artista para transferir al lienzo una perfecta semejanza de su modelo. [...] Así también los padres debieran trabajar para dar fuerza, pulir y refinar a sus hijos de acuerdo con el modelo dado a ellos en Cristo Jesús. Así como el paciente artista estudia y trabaja, y forma planes para hacer perfectos los resultados de su obra, así los padres debieran considerar tiempo bien invertido el dedicado a preparar a sus hijos para vidas útiles y capacitarlos para el Reino inmortal. El trabajo del artista es pequeño y sin importancia, comparado con el del padre. El primero trabaja con material inerte, con el cual produce formas bellas, pero el segundo trata con un ser humano cuya vida puede ser modelada para bien o para mal, para bendecir a la humanidad o para maldecirla, para salir a las tinieblas o para vivir por siempre en un mundo futuro sin pecado” (CN 449).

Preguntas para Dialogar:

  1. ¿Has desarrollado alguna habilidad artística? Mientras creabas algo, ¿recordaste que ese acto de crear es una manera en la que estás reflejando la “imagen de Dios”?

  2. Mira la naturaleza tu alrededor; aunque el pecado la ha contaminado por mucho tiempo, ¿de qué forma testifica del poder creativo de Dios, de su maestría artística y de su amor por la belleza? ¿Qué cosas en la naturaleza encuentras verdaderamente hermosas?

  3. Los cristianos siempre han tenido cierta ambivalencia acerca de las artes. ¿Por qué? ¿Cuáles son algunas de las trampas en el arte? Al mismo tiempo, ¿cómo podemos usar nuestros propios dones artísticos de modo que glorifiquen a Dios y hagan avanzar su Reino?

Resumen:

Las habilidades de Dios como artista han sido menospreciadas. Su mundo creado a menudo es apreciado, pero la expresión de sus grandes habilidades artísticas se extiende más todavía. Dios quiere que los cristianos sean una fuente de “belleza” en un planeta oscuro y moribundo.

Devoción

Logo Escuela SabáticaLecciones de la Escuela Sabática

Estudie la palabra de Dios a través de las Guías o lecciones de la Escuela Sabática.


Devoción Matutina

Yo soy el pan vivo que descendió del cielo; si alguno comiere de este pan, vivirá para siempre; y el pan que yo daré es mi carne, la cual yo daré por la vida del mundo. Juan 6:51.


Libros de Lecturas Devocionales

- A Fin de Conocerle. Hoy con la lectura El espejo moral de Dios basada en Santiago 1:25.

- Cada día con Dios. Hoy con la lectura Sin orgullo ni estima propia basada en Colosenses 2:6.


Club de Oración

Envíe su Pedido de Oración, sus peticiones serán tratadas de una forma confidencial.

Principal | Nosotros | Noticias | Recursos | Descargas | Devoción | Directorios

Iglesia Adventista del Séptimo Día de Santa Clara
Primer Sitio Cubano al Servicio de Cristo
©2002-2019
Contáctenos: iasdsantaclara@yahoo.es

Patrocinadores:
Ministerio PedrAngular
Craig Pettersen